Video

Audio

Justo juicio y gran misericordia

Seguramente hemos escuchado a las personas decir que Dios es amor y bondadoso, por lo tanto, no puede castigar. Sin embargo, hemos visto que cuando el hombre peca contra Dios, él sí trae juicio y consecuencias por el pecado del ser humano. Como hemos visto en Génesis, estas consecuencias van subiendo de intensidad, lo vimos con el caso del diluvio.

En los capítulos anteriores, Dios ya ha anunciado un juicio contra Sodoma y Gomorra. Abraham intercede por estas ciudades, pero la pregunta es ¿se hallarían por lo menos diez justos en estas ciudades?

En este capítulo vemos que los ángeles que habían estado con Abraham van hacia Sodoma y Gomorra, y Lot los recibe. (Gen 19:1-3) Lot ya sabía cómo era la ciudad, los invita a su casa y les prepara una comida. (Gen 19:4) Vemos que los hombres de la ciudad rodearon la casa, toda la ciudad estaba afectada por la maldad. (Gen 19:5) Vemos que ellos querían conocer a los ángeles, pero esta palabra se usa para hablar de las relaciones sexuales. Esto nos muestra la maldad de estos varones.

Génesis 19:6-8 Podemos ver el uso de la palabra «conocer» y la intención que los hombres de la ciudad tienen para los ángeles que se habían manifestado con Lot. Dios es claro en calificar los actos sexuales con personas del mismo sexo como algo pecaminoso (1 Cor 6:9-11). La Biblia nos muestra la pecaminosidad del hombre, pero también nos enseña del camino por el cual podemos ser salvados. En la Iglesia de corintio muchos de los creyentes habían sido salvados de dichas prácticas.

El pueblo de Sodoma y Gomorra reaccionó con enojo y odio cuando alguien se opone para hacer esa maldad. Hoy en día las legislaciones dicen que lo que predicamos es un discurso de odio en contra de las preferencias sexuales.

Génesis 19:14 Algo más que podemos notar en el texto es que la maldad había afectado a las personas que estaban cerca de Lot. Sus yernos se burlan del castigo de Jehová. Esa es una de las reacciones del hombre pecador, no sólo rechazan lo que Dios dice que es bueno, sino que rechazan la ley moral de Dios. El Señor está condenando este pecad.

1. La extrema maldad de Sodoma que llega a su colmo

Aunque la maldad está presente en toda la humanidad, en esta ciudad había llegado a su colmo y era abiertamente practicada. Y la escritura lo pone como un prototipo de la maldad (Jer 23:14), compara la maldad del pueblo de Israel con la de Sodoma. 1 Timoteo 1:9 Pablo está hablando de cómo Dios usa la ley para condenar al ser humano al exponer su maldad. Judas 1:7

Poco a poco Lot fue poniendo sus tiendas hasta que llegó a la capital del pecado. Es una advertencia para no tomar a la ligera el pecado del ser humano. No debemos jugar con pon el pecado, porque aún hay restos de la vieja naturaleza.

También Sodoma y Gomorra llegaron a ser una ilustración de la desolación del justo juicio de Dios. (Is 1:9; 13:19; Jer 49:18, 50:40; Am 4:11; 2 Pe 2:6; Mat 10:14-15). Tener falsa doctrina y pervertir la palabra de Dios es un pecado serio, pero también rechazar el evangelio traerá consecuencias eternas en las personas.

2. La misericordia y la fidelidad de Dios en medio del juicio

Muchos creen que, porque Dios es bondadoso, no va a traer juicio contra el pecado. Pero Dios es santo, y negar su juicio es negar su santidad. Noé fue un pregonero de justicia aun cuando las personas se burlaron del juicio de Dios. Aún la familia de Lot se burló de juicio venidero sobre Sodoma.

Abraham tenía la esperanza de que hubiera diez justos, pero la verdad estaba tan corrompida que no había ni siquiera diez personas. El apóstol Pablo nos confirma que ni siquiera hay una persona justa. La escritura nos muestra que el único justo que ha habido es Jesucristo. Ni siquiera Lot y su familia. Génesis 19:16 no era la justicia de Lot y su familia sino la misericordia de Dios.

Dios no solo trajo fuego sobre Sodoma y Gomorra sino también sobre las ciudades vecinas (Gen 19:18-22). Solamente el Espíritu Santo en nosotros puede abrir nuestros ojos para ver la gran misericordia de Dios. 2 Pedro 2:9-10.

Génesis 19:24-26 La mujer de Lot hace caso omiso al mandamiento de Dios y es un ejemplo de la vacilación ante el juicio de Dios. Lucas 17:28-33 Se hace referencia al juicio que Dios traerá en su venida. Nunca debemos vacilar de seguir a Cristo, en él tenemos salvación y no hay por qué mirar hacia atrás.

A veces una acción puede decir mucho del carácter de la persona. Una mirada de la mujer de Lot, reveló lo que había en su corazón. De la misma manera nuestro corazón es tentado, si amamos más este mundo, el dinero, la popularidad. Todos tenemos ídolos y tenemos que luchar diariamente con aplastar nuestras idolatrías. El Señor dijo que toda clase de pecado sale de nuestro corazón.

En Génesis aprendemos que cuando el juicio de Dios está cercano, debemos ser firmes en seguir a aquel que libró nuestras almas de la condenación eterna. Dios está llamando al arrepentimiento, él va a juzgarnos conforme a nuestras obras

Vemos la misericordia de Dios al librar del castigo a Lot, pero también Genesis 19:27-29 Dios tenía presente la oración y el pacto con Abraham. Realmente no había ningún justo y aun así quiso salvar a Lot y su familia

Génesis 19:30-38 Nos recuerda a Noé, Dios librando del juicio y la maldad del corazón del hombre haciéndose presente. Vemos la pecaminosidad del corazón humano. Esta misericordia resalta la fidelidad de Dios.

Nosotros confiamos en Jesucristo, quien intercede cada día por nosotros. Cuando usted y yo le fallamos al Señor, no intentemos justificar nuestro pescado. Nosotros tenemos a alguien que intercede. Si usted confiesa su pecado, Dios perdona y restaura.

Compartir

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on email
Share on twitter