Video

Audio

En la creación no hay observación científica ni repetición, no es un método científico que podamos repetir. La creación se nos presenta como un registro histórico en el que confiamos plenamente. Es un evento sobrenatural y poderoso por la mano del creador todopoderoso.

Job 38:4, 42:2 Muchas veces queremos tener los detalles de todos los eventos y las cosas, pero nuestra mente no puede tener acceso al conocimiento infinito de Dios.

La evolución fue inventada para eliminar al Dios del Génesis, aplastar al Dios de la ley y la inviolabilidad de su ley moral. Al cuestionar la autoría de su creación muchas cosas se corrompen. La evolución es el último medio en el que los pecadores caídos han intentado suprimir el conocimiento de Dios (Ro 1). La evolución es algo tan hostil que no hay manera de conciliarla con la Palabra de Dios.

Algunos elementos que debemos entender al estudiar Génesis

La fidelidad del estudio de las escrituras. Las escrituras no tienen error, sino que contienen la verdad en la que podemos confiar plenamente.

La simplicidad del estudio de las escrituras. El relato de la creación es simple. Otros relatos de la creación lo encontramos en Juan 1:1-2; Col 1:16; Sal 104:1-5, 24; Sal 148:1-5; Is 40:28; Is 42:5; Ef 3:9 cuando vemos a Dios como creador, debe guiarnos a la adoración.

La prioridad esencial del estudio de las escrituras. ¿Por qué existe el universo? Dios muestra su carácter en toda su obra, su diseño muestra su gloria y su voluntad. Hay un propósito en la creación, la providencia y la consumación. Nada ha sido un accidente. “La providencia subordina todo al propósito mayor de Dios” — Jonathan Edwards. La historia terminará sólo cuando el propósito divino sea cumplido (2 Pe 3).

Toda persona, acto y acontecimiento está sujeto al propósito primordial de redimir pecadores (Ef 3:9-10; 1 Cor 15:22). Rechazar la creación es rechazar la doctrina de la redención. La doctrina de la condenación reposa en Adán, así la doctrina de la justificación reposa en un sólo hombre que es Jesucristo.

Al primer Adán se le da vida, pero el segundo Adán trae vida. El primer Adán trae muerte, el segundo Adán trae vida. El primer Adán perdió el paraíso, el segundo Adán ofrece el paraíso.

La creación del hombre en el sexto día es una ilustración análoga de la creación del pecador. Adán colocado en un paraíso, pero el hombre creyente nacido de Adán es ubicado en el paraíso.

Una decreación

Estamos en un planeta desechable. Hay una degradación natural de la creación. Debemos ser responsables en cuidar el lugar que Dios nos ha dado para vivir, pero nunca con un anhelo de preservar algo más allá del tiempo que Dios ha destinado para este mundo. Un día la tierra y el cielo pasará, pero la Palabra del Señor permanece para siempre.

La historia terminará cuando el propósito divino sea cumplido. Este universo no es eterno, terminará, así como comenzó. La creación es el medio para cumplir el propósito de redención.

Compartir

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on email
Share on twitter